El Hospital Pediátrico atiende de manera diferenciada a los pacientes con enfermedades respiratorias

A partir de éste lunes 3 de junio el Hospital de Pediatría habilitó un nuevo sistema de atención diferenciada para los niños que presenten enfermedades de tipo respiratorio. El mismo funciona por orden de llegada desde las 7hs hasta las 13hs. de lunes a viernes. El objetivo es la descongestión de la guardia de emergencia para los casos de IRA (infecciones respiratorias agudas).

Por lo mismo la Gerente Asistencial Dra. Liliana Fernández Sosa comentó “Este es el quinto año que el hospital implementa este tipo de atención diferenciada y buscamos que la madre que no tenga turno en el CAPS y el hijo haya hecho fiebre o tenga problemas respiratorios tenga una rápida atención y no pase por la guardia de emergencia”.

En cuanto a las enfermedades que son más frecuentes la Dra. Carolina Barrias, Especialista en Neumonología del Hospital de Pediatría nos comentó: “La bronquiolitis es una de las más frecuentes que se presentan en ésta época y es una inflamación difusa y aguda de las vías aéreas inferiores, de naturaleza infecciosa, expresada clínicamente por obstrucción de la vía aérea pequeña. En su Epidemiología, podemos observar que. es más frecuente en lactantes menores de 2 años, especialmente menores de 6 meses. Predomina en los meses de otoño-invierno. Menos del 3% de los bebés sin factores de riesgo requieren internación y la situación es distinta cuando existen factores de riesgo ya que pueden complicar la evolución de los pacientes.”

Bronquiolitis: ¿Qué es?

La bronquiolitis es una enfermedad bastante común y algunas veces grave, que expresa una inflamación aguda de las vías aéreas inferiores (bronquiolos). Afecta principalmente a los más pequeños, en especial a los bebés menores de 6 meses, y es más frecuente en los meses fríos (otoño e invierno). Es una causa frecuente de hospitalización de niños menores de un año durante el invierno y comienzos de la primavera.

La causa más frecuente de la bronquiolitis es el virus sincicial respiratorio (VSR). Más de la mitad de los bebés están expuestos a este virus en su primer año de vida. Otros virus que pueden causar la bronquiolitis pueden ser: Adenovirus, Influenza y Parainfluenza.

¿Cómo se contagia?

El virus se transmite de una persona a otra por el contacto directo con las manos contaminadas con secreciones nasales o a través de gotitas aerotransportadas generadas al toser o estornudar, por aquellos que presentan la enfermedad.

¿Cuáles son los síntomas?

La bronquiolitis suele comenzar como un resfrío. Luego de dos o tres días de ese cuadro, algunos niños pueden tener pocos síntomas o síntomas menores y otros desarrollar más problemas respiratorios, como sibilancias (ruido similar a un silbido en el pecho, al respirar) y tos.

El niño con bronquiolitis puede presentar alguno de los siguientes síntomas:

Tos

Fatiga

Fiebre

Respiración muy rápida (taquipnea)

Aleteo nasal o retracción de los músculos del tórax en un esfuerzo por respirar.

Cansancio.

Color azulado en la piel, las uñas o los labios debido a la falta de oxígeno (cianosis): en este caso necesita tratamiento urgente.

¿Cómo puede prevenirse?

_ Mantener la lactancia materna.

_ No exponer a los niños al humo del cigarrillo.

_ Lavarles las manos a los niños con agua y jabón con frecuencia.

_ Mantener alejados a los bebés de aquellas personas que están resfriadas o tienen tos.

_ Si alguien en la familia tiene alguna infección de las vías respiratorias, debe lavarse las manos con frecuencia, especialmente antes de manipular al niño.

¿Cómo se trata?

Los antibióticos no son efectivos contra las infecciones virales. El tratamiento incluye broncodilatadores administrados con un aerosol y una aerocámara (generalmente denominados como «paf»).